Actualidad laboral sobre la crisis del Coronavirus AQUÍ

Legislación | Actividad Jurisdiccional | Noticias
Banner Seminario_Novedades_Seguridad_Social - Más Información

La difícil tarea de saber qué tipo de contrato elegir al contratar a un trabajador

La difícil tarea de saber qué tipo de contrato elegir al contratar a un trabajador

A la hora de formalizar un contrato de trabajo saber aplicar las diferentes modalidades contractuales vigentes es un arte que implica conocer en detalle los diferentes tipos de contratos existentes y las clausulas que en ellos se pueden incluir.

Por medio del contrato de trabajo se formaliza un acuerdo entre el empresario y el trabajador por el que este último se obliga a prestar determinados servicios por cuenta del empresario y bajo su dirección, a cambio de una retribución.

Sin embargo, la gran variedad de contratos, las subvenciones por la contratación de determinados trabajadores provenientes de diferentes organismos públicos y las diferentes bonificaciones y reducciones a las cuotas de la Seguridad Social que se pueden aplicar a determinadas fórmulas de contratación, suponen que las empresas tengan que diseñar políticas de contratación para optimizar el coste del personal, tanto durante la vigencia del contrato, como en el momento de la extinción.

En España existen en torno a 50 tipos de contratos, a los que hay que añadir las clausulas legalmente establecidas. Los contratos existentes se pueden dividir en tres grandes bloques:

Contratos indefinidos

Dentro de este tipo de contratos podemos encontrar:

  • Contrato indefinido ordinario.
  • Contrato indefinido de apoyo a los emprendedores, con sus bonificaciones e incentivos.
  • Fomento del empleo de trabajadores discapacitados, con sus bonificaciones e incentivos.
  • Bonificaciones de contratos indefinidos suscritos con determinados colectivos de trabajadores.
  • Otros incentivos a la contratación.
  • Contratos de trabajadores fijos-discontinuos.
  • Transformación de contratos temporales en indefinidos.

Contratos temporales

Dentro de esta tipología de contratos podemos encontrar:

  • Contratos por obra o servicio determinado.
  • Contratos eventuales por circunstancias de la producción.
  • Contratos de interinidad.
  • Bonificaciones de contratos temporales suscritos con determinados colectivos de trabajadores.
  • Otros incentivos a la contratación temporal.
  • Contrato «primer empleo joven».
  • Contrato temporal de fomento del empleo para trabajadores discapacitados.

Contratos formativos y en prácticas

Estos contratos disfrutan de incentivos a la contratación, como bonificaciones en las cuotas de la seguridad social, reducciones en el salario y bonificaciones de los costes formativos. Dentro de esta tipología podemos encontrarnos con los siguientes tipos de contratos:

  • Contrato en prácticas.
  • Contrato para la formación y el aprendizaje.
  • Contrato a tiempo parcial con vinculación formativa.
Curso sobre Diseño de Políticas de Contratación, Cláusulas Contractuales y Política Retributiva

¿Qué son las cláusulas contractuales y cuáles son las más comunes?

Además de la abundancia en la tipología de contratos, en estos se reflejan diferentes cláusulas contractuales que deben figurar en el contrato. Entre ellas podemos encontrar:

  • El establecimiento de un periodo de prueba durante el cual, tanto el empresario como el trabajador, puede dar por finalizada la relación laboral sin preaviso, sin necesidad de alegar ninguna causa y sin derecho a indemnización.
  • La distribución de la jornada, el horario y los descansos y vacaciones, que pueden ceñirse a lo establecido en el Estatuto de los Trabajadores o el convenio colectivo, o mejorar las condiciones en ellos establecidas.
  • Cláusula de no competencia. Se recoge la obligación de no competir con la empresa durante un periodo de tiempo después de la finalización del contrato laboral, a cambio de una compensación económica.
  • Cláusulas de complementos salariales, bonus, incentivos y blindaje. Se pueden establecer clausulas que mejoren la retribución del trabajador si se cumplen determinadas circunstancias.

También se pueden encontrar cláusulas abusivas, que no tendrán validez.

El conocimiento de la normativa laboral, la jurisprudencia y los criterios administrativos permitirá elegir la modalidad contractual más adecuada de acuerdo a las necesidades de la empresa y así optimizar su rentabilidad, al optimizar sus costes de personal.  Para todos aquellos profesionales que necesitan conocer y aplicar los distintos tipos de contratos vigentes con la finalidad de poder gestionar de la mejor forma posible el área de contratación laboral, el CEF.- pone a su disposición el Curso sobre Diseño de Políticas de Contratación, Cláusulas Contractuales y Política Retributiva.

José Ramón Fernández de la Cigoña Fraga
Director Administrativo y Financiero (CFO)